Internacional

TERREMOTO DE 8.2 GRADOS SACUDE MÉXICO

Por: José Luís Collantes C.

Un fuerte terremoto de 8.2 grados en la escala de Richter sacudió el suroeste de México causando por lo menos 15 muertos. El sismo ha sido el más fuerte registrado  en la historia de ese país. El servicio sismológico de México, informó que el epicentro del terremoto fue localizado a 137 kilómetros del suroeste de Tonalá (Chiapas), con una profundidad de 58 kilómetros y ocurrió a las 11:49 hora local.

Las víctimas han sido reportadas en los estados de Oaxaca, Chiapas y Tabasco, entre ellos dos niños. El gobernador de Tabasco, Arturo Nuñez, declaró que uno de los niños murió por la caída de una pared mientras que el otro, fue un bebé, quién falleció cuando dejó de funcionar el respirador artificial que lo asistía.

La tierra tembló por casi un minuto. Cientos de personas, al sentir su fuerza, salieron espantados a las calles, muchas de ellas en pijamas, debido a que  ya se encontraban descansando a esa hora de la noche.

El terror se desató cuando se observaron una serie de luces en el cielo, que según los especialistas, son destellos lumínicos provocados por la energía de los deslizamientos de las placas tectónicas.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, informó que el sismo ha causado grandes daños estructurales en edificios y casas. “No debe haber un pánico mayor, sino actuar con prevención, estar en alerta y atender la llamada de Protección Civil”, declaró Peña Nieto, ante la posibilidad de que se registren réplicas mayores a los 7 grados en las próximas horas.

Hasta el momento se han registrado más de 65 réplicas menores a los 6.5 grados, y el Centro de Advertencias de Tsunamis del Pacífico, emitió una alerta de peligro de “olas generalizadas y peligrosas de tsunami” en zonas costeras de México, Guatemala, El Salvador, Costa Rica, Nicaragua, Panamá, Honduras y Ecuador.

El terremoto ha generado los miedos que ocasionó el sismo que destruyó una buena parte de la Ciudad de México en 1985 y causó más de 10,000 víctimas mortales, sin embargo, a pesar de la intensidad, las consecuencias y daños que se conocen hasta el momento son muy diferentes.